Mentiras y Estadísticas, edición Martin Tetaz

Nota: No soy economista. Martín Tetaz sí. Si yo sé esto que escribo en esta nota, no les quepa duda que Martín Tetaz también lo sabe. La diferencia es que él prefiere no decirlo, por motivos que él sabrá.

Hace unos días el conocido economista Martín Tetaz dijo esto:

Y es, literalmente, cierto (de hecho, no sé si es cierto porque no me calenté en verificarlo, pero asumamos que lo es). Mas o menos. O sea, es cierto que CFK asumió con esa cantidad de deuda y se fué con esa cantidad de deuda. Hasta ahí es "cierto".

Hay algunos detalles, claro.

Primero: no son lo mismo 144.000 millones de dólares en 2007 que 144.000 millones de dólares en 2015. De hecho, 144.000 millones de dólares de 2007 son 167.500 millones de dólares de 2015. Porque el dólar pierde valor con el tiempo. Y esos 250.000 millones de 2015 son 214.853 millones de 2007.

O sea que si tenemos en cuenta algo tan básico como usar una vara constante para medir la deuda, ese aumento del 74% que dice Tetaz en realidad fué del 50%.

Por otro lado, esos 144.000 millones los debían 40 millones de personas (39,97 millones, para ser exactos), mientras que en 2015, esos 250.000 millones los debían 43,42 millones de personas.

Así que saquemos algunas cuentas. A valor constante:

Per cápita, en 2007, cada argentino debía 3602,70 dólares.

Per cápita, en 2015, cada argentino debía 4951,64 dólares.

O sea, si tomamos una medida un poquito mas razonable que peras con bananas, da que ese incremento en la deuda del 74% resulta ser en realidad más o menos 37%. O sea, la mitad.

Pero en realidad, para saber si una deuda es mucha o poca, importa la capacidad de pago. Si gano $1.000 y debo $5.000 es un montón. Pero si gano $100.000, $5.000 es una cena con amigos.

Y para países, eso se hace calculando la deuda como porcentaje del PBI. Y el PBI fue, en 2007, 287.500 millones de dólares. En 2015, fué de 584.700 millones de dólares. Eso no es a dólar constante, por lo que volvemos a los 250.000 millones de dólares de deuda en 2015.

Y resulta que medido como porcentaje del PBI, pasamos de deber 50% del PBI a deber el 42.7%.

O sea que la deuda, medida de la manera en que tiene sentido medirla, bajó un 15%

Y no hablemos de que cambió a quién le debíamos plata, porque eso es opinable, pero lo que sí está claro es que Tetaz sabe que lo que dijo lo dijo de manera tendenciosa. Porque si yo sé estas cosas, Tetaz también las sabe. La diferencia es que él no te las dice.

Comments

Comments powered by Disqus